Goulash Checo de carne mechada con Knêdikly

Goulash Checo de carne mechada con Knêdikly

Todavía me acuerdo de la Semana Santa que pasé con mi madre en Praga, una ciudad fascinante y llena de clásicas tabernas donde te sirven a todas horas platos típicos como el Goulash, allí siempre acompañado de Knêdikly, un pan cocido. El goulash para ellos es algo así como para nosotros el cocido, el extremeño es distinto del madrileño que del montañes…etc
Goulash Checo de carne mechada con Knêdikly

Aprovechando la propuesta de las chicas de Whole Kitchen he decidido seguir el mismo guiso de carne pero hacerlo con otra parte de la vaca: el morcillo. Con lo que en vez de en tacos el resultado ha sido una carne mechada de lo más sabrosa.

En cuando al Knêdikly, no me he podido resistir a hacerlo. Con la de panes que últimamente me tienen metida en la cocina no podía desaprovechar la ocasión y la verdad es que ha merecido la pena, aunque denso el sabor es buenísimo. Con la receta me ha dado para dos panes, uno lo he hervido y otro lo he cocido en el horno. Cuando lo abra y se enfríe del todo ya os contaré qué ha pasado con ese. La receta la he encontrado en el blog Igloo Cooking.

Goulash Checo de carne mechada con Knêdikly

¡Dobrou chut’!

Ingredientes:
-1kg de morcillo de vaca.
-2 cebollas
-1 vaso de vino tinto.
-1 vaso de caldo de carne.
-200gr de tomate triturado
-2 cucharadas soperas de pimentón (picante o dulce)
-Aceite de oliva.
-Sal
-Romero, pimienta, mejorana y tomillo (opcional y al gusto)
Preparación:
  1. Hervir la carne con un poco de agua durante 15 minutos en una olla rápida. Reservar el caldo para luego añadir al guiso. Partir la cebolla no demasiado fina y sofreirla en aceite abundante.
  2. Agregar la carne y sofreirla. Salpimentar e incorporar el pimentón y el resto de las especias.Desgrasar.
  3. Añadir el vino, el tomate y el caldo, y dejar cocinando tapado a fuego lento durante 1 hora aprox removiendo de vez en cuando (Añadir más líquido si fuera necesario).
  4. Servimos acompañado del Knêdikly.

Coste: un buen morcillo lo requiere.

 
Datos nutricionales (100gr)
Calorías: 157,2gr
Proteínas: 10,2gr
Hidratos de Carbono: 1,8gr
Grasas: 10,9gr
 
Knêdikly
Ingredientes:
-2 tazas de harina de fuerza.
-1 taza de leche semidesnatada.
-10gr de levadura de panadería fresca.
-1 yema.
-50gr de pan blanco, la miga.
Preparación:
  1. Disolver la levadura con 3 cucharadas de leche tibia y 1 de harina. Dejar levando hasta que haga espuma tapado un un papel film.
  2. Remojamos el pan en una parte de la leche.
  3. En un bol (yo utilicé amasadora con gancho normal preparando los ingredientes de igual manera) ponemos la harina en forma de volcán donde agregamos el fermento, la yema y el resto de la leche. La sal nunca tocará el fermento directamente, se echa por los bordes del volcán.
  4. Integramos la miga de pan blanco con la leche, amasamos contundentemente hasta que no se pegue la masa y dejamos levar en la nevera (en la parte menos fría), en un bol aceitado y tapado con papel film, 3 horas.
  5. Sacamos de la nevera y dejamos atemperando una hora. Dividimos la masa en dos, damos forma cilíndrica y dejamos reposar 20 minutos tapados con un paño.
  6. Cocemos en 25 minutos en un cazo con agua hirviendo con sal. A media cocción le damos la vuelta. Una vez listo retiramos del agua y cortamos en rodajas inmediatamente.

 

Coste: irrisorio
 
 
Datos nutricionales (100gr)
Calorías: 213,9gr
Proteínas: 7,2gr
Hidratos de Carbono: 39,4gr
Grasas: 2,3gr

36 comentarios
  1. Alba
    Alba Dice:

    Qué rico se ve y el pan este, qué original!No lo conocía, me hasorprendido mucho que lleve miga de pan y que se hierva, qué curioso! Lo tendré que probar!!

    Muchos besos!! 🙂

    Responder
  2. Mayte
    Mayte Dice:

    Señorita me he rendido cuando mencionaste mi ciudad fetiche, Praga…luego ese gulash…pero lo que me ha rematado y me llevo sin duda a mi cocina es tu Knêdikly….gracias, gracias…llevo siglos buscando la receta!!

    Besotes 😀

    Responder
  3. Su
    Su Dice:

    Jo, yo tengo un libro de cocina checa y viene esta receta (goulash con knedlik de pan), intenté hacer los knedlik y fue un desastre, a ver si al ver tu receta de knedlik y con mis recientes conocimientos de panificación repito la experiencia con éxito… Un besote.

    Responder
  4. Leny
    Leny Dice:

    Hola señorita! gracias por pasarte por mi blog, así he conocido los tuyos.
    En el blog de Nina’s había mencionado que del goulash nada de nada sabía, le tenía en la cabeza de algún modo pero nunca lo revivía frente al ordenador para investigar.
    Hoy ya tengo dos recetas! por cierto me gusta tu acompañamiento, me viene a la mente los dumplings del Reino Unido…
    un beso Miss
    Lxx
    Me quedo a seguirte, las migas de locura me ha enganchado!

    Responder
  5. Pastelito Valiente
    Pastelito Valiente Dice:

    Lo del pan cocido te lo robo para la próxima vez que haga gulash (en casa nos encantó),así que voy a hacer todas las versiones que vea empezando por la tuya que tiene una pinta buenísima. Cuéntanos qué tal el pan al horno

    Responder
  6. Juana
    Juana Dice:

    Super original!!!,tu goulash y el pan que hiciste!!!..me gustan todas las versiones que me estoy encontrando y la tuya es muuuy atractiva!!!
    por cierto!!!, el queso del que me hablas si no lo encuentras se parece mucho al Haloumi que ese si es fácil de encontrar y más en Madrid:)
    cariños guapa!

    Responder
  7. Caty
    Caty Dice:

    Bueno, bueno, que plato tan delicioso, por lo que veo lo tengo que hacer parece que se deshace en la boca y ahora que el tiempo a mejorado y no hace tanto calor me apetece hacer estos platos. Besitos guapa

    Responder
  8. Carmen
    Carmen Dice:

    ¡Qué razón tienes en eso de que el goulash es como el cocido! He visto muchos estos días y pocos son iguales. Eso si, todos con una pinta exquisita y a ninguno le haría feos.

    Este pan no lo conocía y me ha encantado leer sobre el.

    Enhorabuena por tu blog, es estupendo 🙂

    Responder
  9. Patricia
    Patricia Dice:

    Hola! He llegado a tu blog a través de un mensaje que me has dejado y me he quedado maravillada con tus recetas tan originales y, sobre todo, con esta, una de mis favortitas, el Goulash!!
    Encantada con el descubrimiento.
    Un abrazo,

    Responder
  10. Yolanda
    Yolanda Dice:

    ¿Así que has estado en Praga? ¿Sabes dónde comí yo el goulash por primera y última vez? ¡En Praga! Y en un restaurante que hay justo en frente del reloj y donde por las noches el ambiente era amenizado por una orquesta de jazz. Me metí en el cuerpo un goulash por la noche, claro, que con el frío de noviembre, no apetecía ni ná … je je je.

    No tengo duda de que el tuyo tiene que quedar riquísimo, tratándose de la carne del morcillo.

    Besos!!

    Responder
  11. Dedo
    Dedo Dice:

    Hola a todos!
    Soy un cocinero checo, pues me voy a meter en esto.
    El pan hervido se llama KNEDLÍKY y no Knêdikly
    Se, que es deficil para vosotros…
    🙂
    Un abrazo y que aproveche.
    Josef

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *