2013 a cámara rápida.

2013 a cámara rápida.

Si tuviera que elegir un momento de este año sería completamente incapaz. La vida da muchas vueltas. Pero MUCHAS. Y la suerte existe, sí, pero hay que buscarla. Nadie te la regala. No puedes ganar la lotería si no has comprado ningún décimo. Echando la vista atrás saltan en mi cabeza unas imágenes que se han quedado especialmente grabadas, unas personas que han llegado para quedarse, otras que de la misma forma que vinieron ya se han ido y una en especial que, aunque ya no está, siempre estará, y unas pasiones que llegan rompiendo barreras, irrefrenables.

Y es esta pasión precisamente la que me lleva a hacer un resumen de este cambio de vida que me ha ocurrido tras mi paso por Masterchef. Descubrir cómo algo que te gusta se puede convertir en tu forma de vida es tan bonito como acojonante, porque sí, da miedo. Da miedo irse por caminos no tan pisados, no hacer lo común, ser un poco la oveja negra. Pero oiga, por mí no hay problema, ya encontraremos la lejía suficiente para que parezca blanquita como las demás, aunque por dentro sea la más negra de todas.

Así que no voy a enrrollarme, pero sí a haceros una lista de los mejores momentos (y no van en orden, todos tienen el mismo peso) gastronómicos que he vivido en el 2013, para que el 2014 llegue bien cargado de otros, por lo menos, igual de buenos.

Si queréis conocer todos los momentos seleccionados sólo tenéis que pinchar AQUÍ.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *