Nunca es tarde si la Baguette es buena: Babette!

Nunca es tarde si la Baguette es buena: Babette!

¿A caso no es la meta de todos, aprendices de panaderos, conseguir unas preciosas y perfectas baguettes, de corteza crujiente y miga suave y alveolada?

Bollos Preñaos y las Panaderías de Madrid II

Bollos Preñaos y las Panaderías de Madrid II

Ya dije en su día que tenía una lista de panaderías que quería visitar, probar qué me estaban vendiendo en realidad. Yo no soy ninguna gurú del pan ni tengo mi cruzada particular contra los panes de gasolinera porque, en realidad, cumplen la función que persiguen. Sí que reconozco que me gusta más el pan de verdad, con su sabor a trigo, a centeno o a lo que sea, amasado a mano, con sus alveolos preciosos, sabiendo que no llevan tropecientas guarrerías que le ayuden a fermentar-levar-mejorar su apariencia.

Así, mi crítica se basa en la estrategia de venta: en la engañifa, vamos. Lo que no me gusta es que me vendan una cosa que realmente no es y sobretodo a precios desorbitados. Pero… ¿A quién le gusta que le den duros por pesetas?
Creo que la mayoría habréis visto el escándalo que se montó con una publicación similar a esta en El Comidista cuando Mikel hacía una valoración propia del negocio que se está montando hoy en día: panaderías de lo más chic, hogazas a más de 4€, promesas de masas madres y, como despensa, panes congelados o precocinados o llenos de ingredientes enmascaradores.

En busca de la merienda perfecta: Carrot Cake y otras cosas

En busca de la merienda perfecta: Carrot Cake y otras cosas

Poneros en situación: viernes, 20h, la cocina llena de trastos por todas partes y más de una parte de la encimera llena de harina y manchada de chocolate. Un sonido aflora en la habitación, un pi-pi que no viene del lavavajillas, ni de la lavadora, ni del micro… viene de la nevera, nos avisa que la temperatura es superior a los 5ºC. Nos mosqueamos. Le damos al botón de súpercool (o supercold, vaya usted a saber) y seguimos la tarea, los invitados de mañana no pueden quedarse con hambre.
Pero cuando vamos a refrigerar todo lo pre-cocinado nos damos cuenta de que nuestra amiga no enfría lo que debería, hacemos oidos sordos, no puede estar sucediendo. Metemos las cosas en la nevera y nos vamos a la cama, confiando en que es un mal sueño.
Cuando me despierto el sábado, con un calor de 20ºC en la cocina, meto la mano en la heladera y aquello está a temperatura piscina; empezamos a sudar de los nervios pero gracias a Dios no se ha estropeado todavía nada de la comida. ¿Qué hacemos? Experimento una katarsis en la que mequierocagarentodo, pero acabo aplicando el truco de la sal: el vecino siempre tiene hueco en la nevera. Y allá que te vamos a encasquetarle todo, por lo menos lo que íbamos a servir en la merienda de por la tarde. Menos mal que el congelador me da tregua y aguanta como un machote la envestidura del verano, que parece que viene con fuerza. Leer más

Sacher Torte, Viena y la pérdida de Picnik

Sacher Torte, Viena y la pérdida de Picnik

Estoy muy triste. He ido a editar mis fotos, como siempre, y me he encontrado que ya había llegado la fecha y Picnik no existía. Pensaréis que soy una exagerada pero es que servidora es un poco “Pato” en cuanto a tecnologías se refiere… y ya le había pillado el tranquillo a eso, y era taaaaaan fácil. Que ahora me estoy ahogando en mi vasito de agua tan a gusto vamos, y además ando escasa de tiempo para investigaciones: lo dejaré para el fin de semana por lo que ahora las fotos, tal cual sacadas de la cámara.

Al margen de eso, hace un par de años mi madre y yo nos escapamos un fin de semana a Viena. Es algo que solíamos hacer de vez en cuando, antes de que la crisis nos lo prohibiese, porque además de ser bastante uña-y-carne nos encanta darnos garbeos por ahí de vez en cuando además de ponernos moradas de las comidas autóctonas, ¿Y a quién no?
Allí conocimos in situ la pastelería donde se venden estas tartas, la del nombre original que también es un hortel (Sacher) , desde el tamaño más minúsculo a porciones considerables, entregadas en preciosas cajas de madera perfectamente empaquetadas; pero un poco secotas a nuestro parecer. En cambio, visitamos otro café, de estilo antiguo, lleno hasta la médula, pero donde probamos los pasteles más exquisitos jamás. Era un lugar realmente mágico llamado Demel. Leer más

Pan de Torrijas y las Panaderías de Madrid

Pan de Torrijas y las Panaderías de Madrid

El viernes pasado, el Metrópoli (suplemento del El Mundo) publicaba una lista de las mejores panaderías de la capital y yo, ni corta ni perezosa, me dediqué el sábado siguiente a hacer una ruta por ellas ya que todo el pan que venden cerca de mi casa es de gasolinera (vamos, preconge-cinado).
Estuve en total en 6 panaderías entre las que se encuentran: La Panadería de Chueca, I love Bread, Pan Chic Harinas, Quadra Panis, La Tahona del Pintor y Pancomido.
En la foto de arriba podéis ver los panes que compré, de izquierda a derecha: el de picos es de la Panadería de Chueca (congelado también, ¡qué pena!), la media baguette de centeno de Quadra Panis (me gustó su sabor), el de cereales de Pan Chic Harinas (otro congelado) y los últimos dos una hogaza de masa madre y un panecillo integral de la Tahona del Pintor (estos sí que eran de verdad y estaban bien ricos aunque el panecillo pecaba de exceso de malta). En Pan Comido compré dos panecillos que estaban resecos, uno de tomate y una torta de aceite, no me gustaron pero el suizo sí que estaba rico; mientras que en I Love Bread ni siquiera compré, porque con verlo me valió. Si alguno estáis interesados, en este enlace podréis leer lo que opino de cada una. Leer más

La historia del Cupcake maldito

La historia del Cupcake maldito

Vistosos, llamativos, divertidos, coloridos; los cupcakes llenan hoy en día gran parte de los escaparates de las pastelerías más de moda de toda Europa y aún más del otro lado del charco. Situándonos en la eterna tesitura de diferenciar entre muffin-magdalena-cupcake, estos pastelitos unidosis ideados originariamente para las almas solitarias están experimentando un boom mundial probablemente incentivado tanto por la crisis (al fin y al cabo estas magdalenas solían ser más baratas que el resto de los productos de pastelería) como por las magníficas decoraciones que los acompañan.
Hace unos cuantos años (no os creáis que muchos que si le restamos muchos a mis 21 perdería la memoria), paseando por Portobello Road con mi madre dimos a parar con una pastelería nueva: pegamos las manos a su cristalera como niñas pequeñas, regodeándonos en nuestra propia saliva. Nos decidimos a entrar y estuvimos más de media hora tratando de decidir qué pastelito merendaríamos cada una. Salimos de la tienda con nuestro perfecto cupcake en su divina cajita, felices de la vida, y cuando nos sentamos a comerlo tranquilamente en un banquito de las cercanías no fuimos capaz de pasar del segundo bocado. Aquello era completamente marrón pero a lo último a lo que sabía era a chocolate, la masa estaba insípida y grasienta y el buttercream hacía todavía más grasosa la experiencia, era como si todo ello se pegase al paladar con super glue y no había nadie que lo quitase. Leer más
Hierbas y Especias: Parte II

Hierbas y Especias: Parte II

Las especias son una parte fundamental de la cocina allá por donde se vaya, su uso y combinación estimará la perfecta ecuación dando un resultado u otro e influyendo de una manera suprema en todos los platillos. En casa tenemos colocadas las especias en unas cajitas especiales pero una amiga mía, por ejemplo, las tiene a lo largo de toda su cocina, una detrás de otra en orden alfabético: es una pasada verlo!
Ya os hablé, en la Parte I, sobre las hierbas, hoy toca la ampliación: Leer más

[Re-Comiendo: Uno de Dos] Pandoro

[Re-Comiendo]: Uno de Dos. Pandoro

Ya, ya, ya lo sé. Enero está terminando (madre, hace un minuto acababan de venir los Reyes y me quedaban 3 felices semanas de estudio!) pero no podía dejar pasar al canalla sin su Re-Comiendo correspondiente porque aunque sea un mes fugaz es el primero de año, y hay que empezar bien las cosas ¿verdad?
Por eso, hoy voy a dar por concluidas todo tipo de alusiones navideñas (incluidas las dietas post-festivas claro) pero lo voy a hacer llegando al cénit de los dulces italianos más laureados: el Pandoro. Y de quién, pues de Pamela, del blog:

Uno de Dos
¿Quién es Uno y quién es Dos?
Pamela Rodríguez es una gallega de nacimiento afincada en Bilbao desde hace casi cuatro años. Nos cuenta que cada vez que puede hace una escapada a su tierra natal, y es que la costa atlántica es mucha costa. Alejada del blog y de su cocina se dedica al marketing en internet y muy cerquita cuenta con la ayuda de su incondicional mano derecha: Joseba, la otra alma máter de esta aventura culinaria que disfruta tanto como ella de organizar una buena merienda para amigos y familia antes que salir a comer a cualquier restaurante. Leer más
Hierbas y Especias: Parte I.

Hierbas y Especias: Parte I.

La mamma quiere empezar bien el año y por eso ha hecho una recopilación de hierbas y especias que todos utilizamos en la cocina. Por lo menos las más comunes. Ha acompañado con cada una unos platos en los que se utilizan y con qué es mejor combinarlas; algo bastante útil para todos.
Hoy vamos con la primera parte: Leer más